Pandemia económica: 115 millones de estadounidenses perdieron ingresos laborales

Fuente Externa/Free Images

La pandemia del COVID-19 ha provocado pérdidas récord de puestos de trabajo y ha transformado el panorama laboral de la nación, pero las tablas de datos históricos publicadas recientemente ponen en un contexto más claro la magnitud de la perturbación económica.

En el 2017, por ejemplo, aproximadamente 30 millones de adultos experimentaron el fin del empleo o una reducción en las horas de trabajo, incluidos los despidos involuntarios y voluntarios del trabajo.

Pero solo alrededor de 3.8 millones cobraron el Seguro de Desempleo (UI), que depende del despido involuntario del trabajo, según la Encuesta de Ingresos y Participación en Programas (SIPP) de la Oficina del Censo.

En contraste, aproximadamente cuatro veces la cantidad de personas (115 millones) habían experimentado una pérdida de ingresos laborales desde el inicio de la pandemia en marzo de 2020 hasta febrero de 2021.

Como resultado, aproximadamente 10 veces la cantidad de personas (37 millones) calificaron y recibieron UI durante ese período, según la Encuesta de pulso de hogares experimental de la Oficina del Censo.

SECTORES GOLPEADOS

La pandemia ha cobrado un precio significativo en sectores económicos particulares como la hostelería, que incluye los trabajos en las artes, el entretenimiento, la recreación, el alojamiento o los servicios de alimentación.

Solo en marzo y abril de 2020, 8,3 millones de personas perdieron trabajos de hostelería, según la Oficina de Estadísticas Laborales.

ASISTENCIA PÚBLICA

Los datos del SIPP proporcionan otros puntos importantes del contexto histórico. En 2017, por ejemplo, aproximadamente 16 millones de hogares recibieron beneficios del Programa de Asistencia Nutricional Suplementaria (SNAP), anteriormente conocidos como cupones de alimentos.

Además, aproximadamente 34 millones de niños recibieron comidas en la escuela, y 25 millones dependían de comidas escolares gratuitas o de precio reducido para sus necesidades alimentarias diarias.

Tanto los programas SNAP como los de comidas escolares han recibido ampliaciones de emergencia para ayudar a combatir las dificultades financieras relacionadas con la pandemia. Existe una clara necesidad de tales programas.

En la segunda quincena de febrero de 2021, se estima que 26 millones de hogares informaron haber recibido SNAP la semana anterior, mientras que casi 12 millones de hogares con niños no tenían suficiente para comer.

Sin embargo, todavía no se ha determinado exactamente a cuántos hogares o niños han ayudado los programas ampliados.

Fuente: Lindsay Monte/Oficina del Censo de EEUU

 

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Noticias Relacionadas

Back to top button
Close