Líderes latinos de Pensilvania ayudan a generar confianza en las vacunas

Fuente Externa

READING, Pensilvania.- Cuando Delfín Vásquez consiguió su primera dosis de la vacuna contra el coronavirus de Moderna este enero, se aseguró de publicar la noticia en Facebook para que todos sus amigos lo vieran.

“Estoy altamente consciente de que necesitamos vacunar a un alto por ciento de la población para detener la propagación, tal y como hicimos antes con otras terribles enfermedades,” su post dijo sobre un video que lo mostró recibir el golpe en el brazo. “LOS INVITO A VACUNARSE.”

Vásquez y varios otros personajes prominentes de zonas de Pensilvania con poblaciones Latinas han estado usando sus ventajas más fuertes para crear confianza entre su comunidad – las redes sociales y la experiencia personal.

Los encargados de grupos cívicos, las organizaciones sin fines de lucro, los doctores, y la gente común tratan de convocar un zeitgeist con esperanza de salvar su comunidad.

Latinos con redes grandes que se extienden desde los formuladores de políticas hasta los trabajadores agrícolas están tratando de infundir la confianza en las vacunas contra COVID-19. Esto está ocurriendo en un momento cuando se ha criticado los esfuerzos por el estado de desplegar la vacuna por ser lentos y a veces engorrosos.

Como la distribución es abierta para los de la tercera edad, los profesionales médicos, y otras clases de empleados, la gente cómo Vásquez están dando un ejemplo.

“Consistente con nuestro mensaje”

Vásquez es el presidente de la Asociación Dominicana de Pensilvania. Al publicar la noticia de su vacunación, Vásquez dijo, espera poder disipar las ansiedades provocadas por la vacuna e inspirar a otras personas a ser inoculados.

“Muchas veces, por ignorancia, hay algunas personas [que] infunden temor en los demás,” Vásquez dijo.

Indicó que es importante explicar claramente que cualquier efecto secundario de corto plazo es mejor a que termine esta persona o su ser querido en una cama de hospital.

Pero las redes sociales son una espada de doble filo, y se difunden en español la información errónea y las teorías de la conspiración sobre la vacuna tan rápidamente como en inglés.

Un obstáculo adicional es que a veces aún la información correcta puede pertenecer a otros países y así ser confuso para alguien que vive en los Estados Unidos.

Unas publicaciones recientes que se refirieron a la vacuna en las páginas de Facebook como “Latinos De York” y “Latinos de Allentown” recibieron varios comentarios de gente que se opone a tomar la vacuna.

Algunos dijeron que están sospechosos de una vacuna que fue creada en menos de un año, otros dijeron que fue parte de un “plan de satán” y otros promovieron la prevención holística en lugar de la inoculación.

El virus les ha afectado desproporcionadamente a los Latinos, que tienen tres veces más probabilidades de morir y cinco veces más probabilidades de ser hospitalizados por COVID-19 que sus homólogos Anglos. Unas investigaciones de nivel nacional han mostrado que los Latinos parecen estar más abiertos a la vacunación hace los últimos dos meses.

Un estudio publicado en diciembre por el COVID Collaborative mostró que un tercio de latinos expresaron confianza total en una vacuna contra la coronavirus. Una investigación publicada el mes pasado por la organización de salud sin fines de lucro KFF, o el Kaiser Family Foundation, determinó que un 71% de los latinos dijeron que “definitivamente tomarían” o “probablemente tomarían” la vacuna.

Fuente Externa/SM/FB

Pero la vacilación permanece, según el estudio de KFF.

Solo un cuarto de Latinos dijo que tomarían la vacuna tan pronto como fuera posible. Aproximadamente cuarenta y tres por ciento dijeron que esperarían para ver que les pasara a los otros que la tomaran, 11 por ciento dijeron que solamente la recibirán si fuera requerida y un quinto de Latinos dijeron que definitivamente no tomarían la vacuna.

Los Latinos jóvenes son más reluctante que los mayores, según la investigación de KFF.

Mike Toledo, CEO y presidente de Centro Hispano en Reading también compartió su propio proceso de inoculación por social media. El Centro Hispano les entrega cientos de platos a las personas mayores a través de la ciudad, así que se les ofreció la vacuna a Toledo y algunos de sus empleados. El resto de la historia dando clic aquí

Fuente Externa/Witf.org

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Noticias Relacionadas

Back to top button
Close